Linares lo más destacado de la novillada de Santander

Marcos Linares realiza lo más destacado de la novillada con el  tercero de la tarde.

Víctor Hernández: declaración de intenciones al recibir con larga cambiada de rodillas al abre plaza y posterior saludo capotero muy variado. Quitó por saltillera y comenzó la lidia de muleta con estatutarios. Faena de altibajos, con más bajos que altos para acabar entre pitones y el epílogo por bernardinas. Lo finiquitó de un estoconazo. A su segundo lo recibió con verónicas rodillas en tierra. Efectuó el quite por tafalleras. También de rodillas para iniciar las tandas de muleta. No supo aprovechar la embestida franca de Volandero, al no entenderse con él y sacarle el mucho partido que parecía tener. Además alargó la faena. Varios descabellos tras dos avisos.

Isaac Fonseca: de rodilla pegado a tablas y con chicuelinas recibió a su primero. Desde los medios, de rodilla, lo citó para iniciar el último tercio y efectuar el pase cambiado de espaldas. Luego las tandas se sucedieron no siempre limpias. Cada vez más fue buscando las cercanías hasta casi ahogar al novillo. Terminó con bernardinas. Media estocada y dos descabellos tras aviso. Frío el saludo capotero a base de verónicas a compás abierto con el quinto. Crudo lo dejó en el caballo. Quite por gaoneras. Inicio de muleta con pases cambiados de espaldas. Tras la segunda tanda el novillo amagó con rajarse y a partir de ahí cada vez quiso menos pelea. El mexicano le daba tiempo y distancia y procuraba llevarlo enganchado pero terminó yéndose a tablas donde recibió un buen susto. Hubo de abreviar y entrar a matar con poca suerte.

Marcos Linares: también anduvo este variado con el capote en el recibimiento del tercero de la tarde. Por chicuelinas lo llevó al caballo y por delantales el quite posterior. Doblándose por bajo quiso llevárselo a los medios pero el novillo no estuvo muy por la labor. De manera inteligente Linares lo sacó de sus terrenos alargando la mano. El novillero aprovechó la embestida noble y humilladora de su oponente para ligar pases templados y hasta cadenciosos, siendo mejor por el pitón derecho. Tuvo Melocotón muerte de bravo tras recibir una entera algo tendida. Varios lances hubo de instrumentarle al cierraplaza para fijarlo en la franela. El que más y mejor empujó en el caballo, siendo muy castigado en el único encuentro. Quite por verónicas. Por alto se lo llevó a los medios. No hubo acople en esta ocasión, debiendo haberle bajado la mano y en ocasiones colocarse mejor. Lo pasaportó al segundo intento.

 

Plaza de toros de Santander (2ª categoría), tres cuartos de plaza. Ganadería Núñez de Tarifa: nobles, humilladores y repetidores, excepto el quinto pitado al arrastre. Aplaudidos al arrastre, segundo y cuarto. Más de dos horas y media de festejo.

Víctor Hernández, oreja y vuelta por su cuenta.

Isaac Fonseca, ovación y ovación.

Marcos Linares, vuelta al ruedo y aplausos.

Crónica: Fiesta Nacional