La tarde de «los Álvaros» donde Alarcón salió a hombros y Burdiel realizó el toreo clásico

Álvaro Alarcón paseo una oreja de cada uno de sus novillos, el toreo clásico lo interpreto Álvaro Burdiel. Perera mostró entrega en su lote cortando una oreja.

 

Abrió festejo un novillo chorreado en verdugo, justo de presencia que apuntó su mansedumbre desde los inicios con el capote. Álvaro Alarcón sujetó al novillo en los terrenos del tercio en una faena de cercanías, siempre con la cara muy tapada, donde al animal le faltó los finales en cada muletazo. Remató con unas manoletinas ceñidas. Oreja.
Con el cuarto novillo, Alarcón recibió al novillo con un saludo capotero en la puerta de toriles lleno de emoción siendo prendido por el animal sin consecuencias. Con la muleta, inició el trasteo muy torero saliendo andando con el novillo hasta el tercio. El público se mostró frío en la mayor parte de la faena, aún así Álvaro volvió a marcar una faena limpia, destacando los naturales largos que sacó en los últimos finales de faena. Mató al segundo encuentro. Oreja.

FOTOS: Ivi Martín

 

Manuel Perera, venía a Guadarrama como reciente triunfador del Circuito de Novilladas del Norte y tras salir por la Puerta Grande de Sevilla, se topó con un primer novillo manso y aquerenciado en la puerta de toriles. Perera mostró entrega y disposición en una faena donde el torero le entendió a la perfección la distancia que requería el animal. Se le atragantó el descabello. Silencio.
Con el segundo de su lote con el hierro de Lozano Hermanos, un novillo soso pero con un punto de nobleza, Perera volvió a realizar una faena de tesón, entrega y pecando de encimista donde el público se mostró frío. Faena de largo metraje donde aún así el público pidió la oreja para el torero. Mató de estocada delantera. Oreja.

FOTOS: Ivi Martín

 

Álvaro Burdiel se topó con otro novillo manso con la querencia marcada a la puerta de toriles. Burdiel recibió con un buen saludo capotero al novillo. Ya con la muleta, desde los inicios por abajo marcó una serie de muletazos llenos de naturalidad, sin forzar al novillo. Toreo de mucha clase, con muletazos largos y templados por abajo. Lo entendió a la perfección dejándole la muleta muy cerca de la cara y tirando del animal. Con la espada perdió un triunfo rotundo. Saludos.
Con el sexto novillo, Burdiel novillo con el hierro de El Cortijillo, arrancó una faena a base de tesón y paciencia. Lo entendió a la perfección, sacando muletazos largos y templados a un animal que no acabó de transmitir. Oreja.

FOTOS: Ivi Martín

 

 

FICHA DEL FESTEJO

Plaza de toros de Guadarrama, Madrid. Segundo festejo de feria. Novillada picada. Novillos de Alcurrucén (1º, 2º, 3º y 4º) – Lozano Hnos (5º)  y El Cortijillo (6º). Tres cuartos largos de entrada del aforo permitido.

Álvaro Alarcón, oreja y oreja.

Manuel Perera, silencio y oreja.

Álvaro Burdiel, saludos y oreja.

FOTOS: Ivi Martín