Aníbal Ruíz: «…el toreo es muy duro porque aquí te juegas la vida de verdad»

Aníbal Ruíz es un experimentado matador de toros ciudadrealeño con una capacidad innata de templar a los toros más complicados.

Y es que tras un parón en su carrera decidió volver a los ruedos por todo lo alto en su plaza, Ciudad Real.

A pesar de los múltiples obstáculos que ha sufrido desde la llegada de la pandemia en adelante continúa con la ilusión intacta y las ideas claras de poder alcanzar todas y cada una de las metas que se ha propuesto. 

¿Cómo has llevado esta temporada?

  • Ha sido dura, porque se han dado muchísimos menos festejos sobre todo en los pueblos. Han faltado muchas ferias, y los novilleros como al que yo he llevado (Manolo Vázquez) lo han sufrido porque se han dado muy pocas novilladas y así es difícil prepararse para tomar la alternativa con fuerza. Pero bueno ha sido un año mejor que el anterior y espero que el próximo sea mejor que este.

¿Es duro el toreo?

  • Sí, no cabe duda que el toreo es muy duro porque aquí te juegas la vida de verdad, el toro coge, hiere y algunas veces mata. Y eso todos los toreros tenemos que tenerlo presente desde que uno empieza, todas las profesiones tienen mucho riesgo pero el mundo del toro ya sabemos como es. Pero también es duro el camino hasta en el que te pones a torear : muchos kilómetros para torear una becerra, horas de entrenamiento, sinsabores… Es muy duro pero por eso luego es tan bonito cuando rompes en figura.

¿Cómo ves la situación actual del toreo?

  • Creo que deberíamos ayudar mucho más a los novilleros, pero ayudarles de verdad. Este año se hicieron las ligas de novilladas pero creo que deberían haber abierto más el abanico metiendo a otros chavales. Deberían de haber más novilladas y debemos mentalizarnos de que hay sitios en los que hay que dar novilladas y sitios donde hay que dar corridas de toros, pero en los pueblos que siempre han dado novilladas deben de seguir así y si quieren añadir una corrida de toros que la añadan como un espectáculo más. Pero debemos cuidar la cantera porque sino corremos el riesgo de que al final acabe esto por mucho que aguanten muchos años los toreros, pero hay que apoyarles a todos y desde abajo.

¿Cómo surgió reaparecer de nuevo?

  • Yo me retiré en el 2014 sin cortarme la coleta, y en el 2018 yo cumplía 20 años de alternativa y el empresario de Ciudad Real me propuso la idea de reaparecer. Me gustó la idea porque era un cartel muy bonito y me hizo muchísima ilusión. Me empecé a preparar pero tuve un percance muy fuerte en una de las tomas de contacto en mi preparación con una vaca de López Gibaja que me dio un golpe muy fuerte ocasionándome un hemotórax que casi me quita de en medio. Cuando salí de la UCI y me operaron todo el mundo me dijo que no reapareciera, pero eso me hizo tener más ganas aún de reaparecer y más con esas dos figuras del toreo como son Morante de la Puebla y José María Manzanares. Corté cuatro orejas, fue una tarde de las más bonitas de mi vida, volví en 2019 triunfando de nuevo y posteriormente toreé tres corridas de toros más.

¿Te apena ver la situación de la plaza de toros de Ciudad Real?

  • Pues sí, me da pena que esté sin toros y que la plaza esté así. Creo que la van a arreglar porque hay un proyecto aprobado, pero imagino que no debe ser fácil la situación ahora mismo para los políticos que se han encontrado con una plaza deteriorada que tienen que arreglar y con la presión de que no haya toros. Pero esperemos que este año se le dé una solución porque Ciudad Real tiene una gran afición y no podemos estar más tiempo sin toros, entre todos tenemos que ayudar.

¿Cómo te encuentras después de haber pasado un tiempo duro en cuanto a salud?

  • De ánimo me encuentro bien, pero es cierto que el año pasado pasé muchos meses muy mal sin saber lo que tenía y con muchos dolores. Actualmente sigo teniendo muchos dolores pero ya sé lo que tengo, 5 hernias discales con uno de los discos muy castigado, me hubiese gustado seguir toreando alguna corrida o festival pero me han dicho que no es recomendable porque en una voltereta me puedo quedar muy mal. Estoy pendiente aún de tratamientos, veremos cómo se desarrolla esto pero el cuerpo tiene memoria y los porrazos que nos llevamos los toreros terminan saliendo. Por lo demás me encuentro bien.

¿Con qué te quedas de tu etapa apoderando a Manolo Vázquez?

  • Ha sido muy bonita, su padre ya me apoderó a mí, y yo he sido un gran admirador de su abuelo. Tengo una relación con ellos casi familiar, ahora que no le apodero vino el otro día a La Puebla de Don Rodrigo a recoger un trofeo tras haber hecho un faenón y me pidió que le acompañase y con mucho gusto le acompañé y le acompañaré. Porque a pesar de que la etapa de apoderado haya terminado la de amigos será para siempre.

¿Qué crees que tiene que cambiar en el toreo para volver a esa época dorada?

  • Para volver a la época dorada hay que volver a meter gente a los toros, y hay que atraerla. Lo que pasa que el torero que más gente lleva a los toros es José Tomás, pero este año no ha toreado nada. Las plazas se tienen que llenar, por lo tanto hay que generar interés para que la gente quiera ir a los toros.

¿Quién es Aníbal Ruíz?

  • Soy un hombre de 41 años de Alcázar de San Juan que se siente orgulloso de haber sido lo que ha sido, que no he sido figura, no me lo tiene que decir nadie porque lo sé yo. Cuando yo quería ser torero ni soñaba con vivir con las cosas que he vivido, así que lo único que puedo decirte es que si volviese a nacer mil veces, las mil volvería a querer ser torero.

Aitor Vian

Fotos: 
– Romera
– F. Moreno
– JC