Coraje en la adversidad.

El torero aragonés Imanol Sánchez es un claro ejemplo de lo que supone la resilencia en el mundo de los toros. A pesar de no verse consumados sus triunfos de estos últimos años en la plazas aragonesas en la repetición de contratos (Barbastro, Alcañiz, Calatayud o Ejea de los Caballeros lo han visto salir a hombros, o Huesca, Teruel y Zaragoza lo han visto cortar orejas en los últimos años) sigue su preparación diaria y su contacto constante con el toro ante la dureza que supone enfrentarse a las duras y peligrosas reses de Casta Navarra o Casta del Ebro que habitan por su ribera del río.

“Aunque sea duro, para mi sabedor de que mi camino es el de las denominadas “corridas duras” es un privilegio prepararme para ellas ante y con este ganado, ver el respeto, confianza y admiración que los numerosos ganaderos de Aragón y Navarra depositan en mi para llevar a cabo sus tientas me da mucha moral y además supone estar en contacto habitual con el toro y estar a un nivel muy alto cuando tenga que vestirme de luces” cuenta Imanol.

Días de entrenamiento, sudor y lagrimas, sacrificio máximo sin saber cuando volverá a a ponerse el traje de luces y demostrar así ante el respetable su crecimiento profesional. Disciplina y servicio a la defensa de su profesión. Control alimentario. Entrenamiento de élite e incluso ayuda psicológica para superar el hastío y ostracismo que soportan los toreros llamados modestos.

Ese, por desgracia ya, amplio elenco de toreros que torean tres, dos o una corrida de toros como máximo a lo largo del año esperando su oportunidad en Madrid o en una plaza relevante dentro de su región que le de un empujón a su carrera, algo que a algunos tarda años en llegarles, hipotecando su vida a ello, renunciando a vidas cómodas y sin compromisos, a otros tras años dedicados a la profesión no les es dada nunca.

Sánchez, quien en abril iba a torear la corrida concurso de Zaragoza matiza; “fue difícil después del infortunio suspenso de la feria de San Jorge, tras reivindicar mi oportunidad en Zaragoza durante años volver, reponerse de ese palo, pues dos o tres corridas dependían de lo que allí pasara. Después de ello confiaba en que se contará conmigo en cualquier otra plaza aragonesa, ni en en Huesca, Teruel ni si quiera Calatayud donde fui triunfador el pasado año se ha contado conmigo, y reponerse de todo esto para entrenar pone a prueba mi resiliencia tras vivir durante más de catorce años lo mismo”.

El torero lejos de sentirse afligido y desilusionado al no verse recompensado con los triunfos de estos últimos años asumen la difícil e injusta situación por la que atraviesa y asegura: “dentro de lo duro que supone seguir sin prácticamente ver luz, confío en mi, en mi preparación en mi equipo, y aunque cada noche me acuesto con lágrimas pensando en dejarlo, cada mañana me levanto con la ilusión de que llegue el día de demostrar que sigo aquí por algo, pero sobre todo para estar a un nivel muy alto delante del toro, para hacer recapacitar a ciertos empresarios y conseguir que les haga recapacitar, se sensibilicen y cambien de postura para conmigo”.

Además, Imanol es de esos toreros que lucha constantemente dentro de su sector por modernizar la imagen del sector taurino desde dentro, con una gran actividad en redes sociales, lo que supone controversia interna. Pero sobre y a pesar de la dureza del mismo es un activo defensor a ultranza de su profesión contra quienes quieren acabar con la tauromaquia no excluido de numerosas polémicas.

¿Y de que vive un torero que torea una, dos, o tres corridas y que tras pagar a toda su gente en el mejor de los casos le queda como mucho 2500? Muchos toreros tienen que solapar su carrera profesional con otros trabajos, Imanol tiene según nos cuenta; “tengo la suerte de vivir en una región donde hay muchos festejos populares lo que me permite desarrollar funciones como director de lidia en ellos viviendo de mi profesión. Obviamente me preparo para torear pero estoy agradecido de ser reconocido como un buen profesional en los festejos menores”, ademas su actividad en redes lo hacen ser un creador diferentes formatos en pro de la fiesta brava, siendo conocido como el pionero en potenciar la marca personal de toreros en redes sociales así como el primer torero youtuber.

— 
Equipo de Prensa de Imanol Sánchezl  

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.