Quinto lleno de “No hay billetes” de San Isidro y quinta puerta grande de Castella en Madrid

Plaza de toros de las Ventas.  Vigésimo tercera de feria de San Isidro. Lleno de «no hay billetes».

Toros de Garcigrande y uno de Domingo Hernández, el cinqueño (3º), de diferentes hechuras, el mejor, el quinto y un sobrero de Valdefresno (2º bis), cinqueño y mansito.

Enrique Ponce, de corinto y oro. Saludos en ambos

Sebastián Castella, de azul marino y oro. Silencio y dos orejas

Jesús Enrique Colombo, de azul pavo y oro. Silencio en ambos

Enrique Ponce tuvo que hacer frente en primer lugar al sobrero de Valdefresno devuelto el titular de Garcigrande. Cuatro doblones muy despacio y ligando las primeras tandas con los olés de Madrid. El sobrero se apagó y no pudo rematar el valenciano. El cuarto fue un peligroso astado ante el que se pegó un arrimón de mucho mérito. 

 

Sebastián Castella lidió al tercero de Domingo Hernández. Entraba pero rebrincando y levantando la cara al tercer muletazo lo que imposibilitó al francés templarlo. Cuando toreaba por chicuelinas al quinto de la tarde le cogió de manera terrorífica y fue vapuleado feamente. Tras vendarle el pie y recuperado de los múltiples golpes, lo citó de rodillas para ligarlo con mérito y tragando. Transmitió el de Garcigrande en los primeros compases y humilló. Toreo en redondo y ligando por el derecho. Se apagó en los finales y se tiro a matar o morir dejando una entera entre pitones y cortando dos orejas.

Jesús Enrique Colombo confirmó alternativa con «Fanfarrón». Apretado el tercer par de banderillas. Tras la ceremonia de confirmación duró poco el toro. El sexto tuvo mayor movilidad y decidió el venezolano comenzar de rodillas. Desistió tras desarmarle en dos ocasiones y a pesar de la disposición no acabó de estar cómodo.

 

PARTE MEDICO DE SEBASTIAN CASTELLA

FOTO VÍCTOR LUENGO

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here