El rejoneador Diego Ventura y el matador de toros Diego Urdiales compartieron hoy salida a hombros en Segovia después de cortar dos orejas cada uno, en una tarde calurosa y de larga duración, y en la que el tercer espada, López Simón, paseó un solitario apéndice.

El toreo lo puso Urdiales, clásico y puro con dos toros de Román Sorando que tampoco ayudaron demasiado. Pero el riojano demostró que está en un momento muy bueno, y aprovechó al máximo a sendos oponentes. Cortó una oreja de cada uno descerrajando así la Puerta grande de la plaza de toros de Segovia.

El otro triunfador fue Diego Ventura, que rayó a un gran nivel sobre todo con el primero de la tarde, al que cuajó una excelente faena en todos los tercios, brillando especialmente sobre Nazarí y Bronce. Dos orejas sin discusión. El fallo con el rejón de muerte dejó sin premio otra buena faena del hispanoluso al cuarto.

López Simón, por su parte, anduvo dispuesto con el primero de su lote, al que cortó una oreja. Con el sexto volvió a dar una imagen de muchas ganas, pero sin acabar de entenderse del todo con un animal al que acabó pinchando en la suerte suprema.

FICHA DEL FESTEJO

Dos toros para rejones de los herederos de Ángel Sánchez y Sánchez, mansitos pero dejándose mucho; y cuatro en lidia ordinaria de Román Sorando, el quinto como sobrero, desiguales de presentación y juego.

  • El rejoneador Diego Ventura, dos orejas y ovación.
  • Diego Urdiales, oreja y oreja.
  • Alberto López Simón, oreja y ovación.

La plaza registró media entrada en los tendidos en tarde de mucho calor.

 Agencia EFE

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here