Más de 1.000 niños conocen la tauromaquia gracias al ‘Programa Víctor Barrio’

La Fundación del Toro de Lidia presenta la memoria de las actividades que, bajo el nombre del torero segoviano, promovieron la tauromaquia entre los más pequeños durante la temporada 2017, llegando a un millar de niños y recorriendo una docena de ferias durante poco más de cuatro meses.

El 14 de junio del año pasado la Fundación del Toro de Lidia presentó un completo programa de actividades para difundir y fomentar la tauromaquia entre los más pequeños bajo el nombre ‘Programa Víctor Barrio’ con el apoyo y el trabajo de la familia y amigos del diestro. El objetivo era continuar con el legado que había comenzado el torero segoviano y cumplir el deseo que dejó plasmado en la frase “la tauromaquia, más que defenderla, hay que enseñarla”, que se ha convertido en un lema del mundo taurino.

Ocho meses después, los responsables del Programa presentan una detallada memoria de las actividades realizadas en una docena de ciudades de toda España, aunque el Programa, incluso, ha cruzado el charco y ha estado presente en actividades realizadas con niños en países de América como Ecuador.

Doce plazas de toros que han acogido a más de 1.000 niños, de julio a diciembre, con edades comprendidas entre los 4 y los 14 años.

Durante una jornada completa del ‘Programa Víctor Barrio’, los más pequeños han realizado actividades en torno al mundo del toro utilizando el material adecuado y con una pedagogía especializada gracias al equipo de expertos que conforman el proyecto. Según recoge la memoria realizada por Beatriz Gómez, los mas pequeños han coloreado más de 400 caretas de toreros y toros, han aprendido a “vestir” las banderillas con papeles de colores y los de más edad han creado unas 500 muletas con las que han podido aprender a torear gracias al amplio número de profesionales del toro que han acompañado estas actividades en las distintas ciudades. Enrique Ponce, Juan José Padilla, Cristina Sánchez, Diego Urdiales, El Fandi, Miguel Ángel Perera, Paco Ureña o Cayetano Rivera Ordóñez, entre otros muchos, han estado presentes en alguna de las jornadas del ‘Programa Víctor Barrio’.

El Programa ha contado con la participación activa de más de mil niños, lo que supone una media aproximada de cien niños por jornada y destino. Además, se ha llegado a un colectivo muy amplio, abarcando todas las etapas (Infantil, Primaria y Secundaria) de forma prácticamente equitativa. En este punto, la memoria destaca que todos los niños, con independencia de su edad, han sido bien recibidos y distribuidos en actividades de acuerdo a su dificultad para fomentar su creatividad y evitar el aburrimiento.

El ‘Programa Víctor Barrio’ también ha conseguido dar un gran paso respecto al sexo dentro del mundo de la tauromaquia. Un tercio de los participantes ha sido femenino y la mayoría del equipo está formado por mujeres. El objetivo es continuar trabajando e ideando actividades atractivas para todo el colectivo, ya que se trata de un Programa que fomenta la integración a todos los niveles, incluidos los niños con necesidades educativas especiales.

Madrid, Huelva, Málaga o Valladolid, y la tierra natal del torero, Sepúlveda, han sido algunos de los destinos donde se ha desarrollado el Programa con gran éxito. El equipo del proyecto trabaja ya para poder dar mayor cobertura esta temporada y estar en todas las ferias donde no se ha podido llegar el primer año.

Todo esto ha sido posible gracias al trabajo totalmente altruista de un gran equipo multidisciplinar y a un importante número de colaboradores privados (empresas, donaciones de toreros, donaciones personales…), que han convertido una aventura fantástica en una realidad latente que pide paso. Una realidad que han disfrutado numerosas familias, viendo pasar a los pequeños una jornada llena de ilusión, creatividad, esfuerzo, compañerismo, compromiso, respeto y, sobre todo, memoria. Memoria para recordar a un torero que se convirtió en eterno por luchar por sus sueños. Por eso, el ‘Programa Víctor Barrio’ no son solo números, no son solo toros. Es mucho más: regala vida, vida que hay en cada sonrisa, en cada mirada, en cada pisada…

La memoria del Programa 2017 concluye que los objetivos marcados el 14 de junio de 2017 se han cumplido con creces y pueden resumirse en uno: con el ‘Programa Víctor Barrio’ se difunde el deseo del torero segoviano, que siempre llevó a cabo iniciativas para acerca la tauromaquia a los niños.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.