Terminada la Feria Taurina de Sevilla de 2016, ya podemos hacer un resumen de lo que hemos visto, en los aspectos ganadero, torero y aficionados (asistencia  a los festejos).

En nuestra opinión ha sido una Feria más, en la que han pasado cosas, aisladas, importantes pero no una  gran Feria en ninguno de los tres aspectos antes reseñados.

No obstante ha habido dos hechos que sobresalen por encima de todo y que debemos destacar en principio.  Son el indulto del toro de Vitorino, “Cobradiezmos” por Manuel  Escribano y la Puerta del Príncipe lograda por Juan José Padilla, con  la corrida de Fuente Ymbro. El toro de Vitorino fue excepcional, un gran toro, de principio a fin. He visto muchos toros buenos, muy buenos, muchos indultos, pero hacía ya mucho tiempo que no veía embestir un toro como  lo hizo “Cobradiezmos”.  Al mismo tiempo debemos  destacar que enfrente  tuvo un torerazo,  que estuvo a la altura del toro, también de principio a fin, lo cual no era fácil. Si Escribano no llega  a estar como estuvo,  desde que salió el toro por los chiqueros, hasta que volvió por la misma puerta, el toro no se hubiera indultado. Le exigió una barbaridad   desde el primer muletazo  y el toro respondió. Creo sinceramente que se ha cantado, en su justa medida, la bravura y calidad del toro, pero no la gran actuación del torero, lo que debería haberse hecho,  sobre todo por el ganadero, al que no he oído decir una palabra a este respecto. Solo puedo decir, ¡Enhorabuena al ganadero y al torero!

Pero hablando en general, ha habido toros sueltos buenos, como el que mató Paco Ureña y le corto dos orejas, uno de el Juli, el de las dos orejas de Morante, uno de Daniel Ruiz lidiado por David Mora, uno de Núñez del Cuvillo, lidiado en 5º lugar el día 14,  al que Manzanares le  cortó  una oreja, el ultimo de Fuente Ymbro, al que el Fandi  corto una oreja porque la espada cayó muy baja (si lo mata bien le corta las dos) y los de Miura  que lidió  Rafalillo. Pero no hubo ninguna corrida completa y por el contrario han salido muchos toros bajos de casta, e incluso algunos muy bajos de fuerza.

En el aspecto torero, decir que Pepe Moral y Javier Jiménez estuvieron bien. Esaú Fernández no tuvo opciones. Se esperaba  con  gran  expectación a Lopez Simón y estuvo bien . Morante en su último toro logro formar un lio, aunque ya antes había demostrado su entrega y su calidad, especialmente con el capote. El Juli estuvo como siempre, hecho un león.  Escribano muy bien; creo que ha evolucionado mucho en técnica, en temple y en estética. En la de Miura no tuvo la más mínima opción. Paco Ureña toreo muy requetebien  a un toro. Me alegro mucho,  pues es un torero al que hay que darle carteles en los que se pueda expresar. José Garrido,  al que también se esperaba   no tuvo toros.  Andrés Roca Rey era uno de los más deseados, pero no tuvo toros. Creo que no debió  anunciarse con la de Juan Pedro, pues el necesita otro tipo de toro. Padilla como siempre,  con lo que tuvo se entregó al máximo y logró abrir la Puerta del Príncipe, de lo cual también  me alegro mucho. El Fandi, en el toro bueno estuvo muy bien,  dentro de su línea.  Rafaelillo con suerte en el sorteo estuvo bien.

Por lo que se refiere al público,   creo que ha habido algún “no hay billetes”  y varios llenos, pero en muchas corridas hemos visto demasiado cemento en la plaza, especialmente en la primera semana. No obstante creo que la afluencia ha sido buena en general. Sin embargo el empresario dice que no le salen las cuentas. No tengo datos para opinar pero siempre he odio decir que el problema de Sevilla es que los maestrantes se llevan un altísimo porcentaje.

Quiero resaltar un aspecto, que está en boca de mucha gente, y es que se han dado orejas muy baratas, y eso en Sevilla no debe pasar pues desprestigia a la segunda plaza el mundo.

Rafael Comino Delgado

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.