El difícil camino hacia la gloria

0
1825

Los últimos pensamientos políticos acerca de la convicción de la integridad de una cultura como lo es la tauromaquia en toda su esencia esta siendo idealizada con una intensidad agigantada de aquellos que la creen conocer y saber sobre ella valiéndose principalmente del estatu social que regenta.

La existencia de una continua lucha de futuras generaciones de la tauromaquia nos hace que hagamos un planteamiento de la actual esencia taurina que desprende una constante controversia de la tauromaquia y así mismo nos sumergimos en continuos debates de opinión pública de cuál es la verdadera situación de esas jóvenes promesas de la cultura más arraigada española de los últimos siglos, la tauromaquia.

La familia taurina es muy extensa, su argumentación sobre la defensa de las futuras promesas de la tauromaquia que comienzan a cuajarse desde muy tierna edad en las escuelas taurinas, tras un largo camino de arduos laboriosos trabajos y sacrificios diario comienzan a dar sus primeros frutos, bolsines y certámenes taurinos a niveles elevados dictaminaran el nivel de preparación y aprendizaje de principiantes que han obtenido en ellas durante años.

Los ritmos taurinos de los futuros lidiadores se ven expuestas a dificultades elevadas una vez que han debutado con caballos y se ven obligados abandonar las escuelas taurinas donde fueron formados vagando solitariamente en un camino lleno de obstáculos, sopesando como bien pueden esas dificultades expuestas en algunas ocasiones a circunstancias de personas que lo único que buscan de ellos es el beneficio propio y no la calidad del torero.

La escasez de festejos y los elevados costes de ellos hacen que las novilladas se midan en los mismos niveles taurinos que una corrida de toros, cuyas diferencias son principalmente que el lidiador no ha tomado la alternativa y que el tamaño, edad o condición de las reses a lidiar es menor, por lo consiguiente los gastos de una novillada picada es la misma que una corrida, no obstante no debemos olvidar que muchos esos lidiadores deben en algunas ocasiones pagar los gastos a excepción de las ferias de las localidades de Arganda, Arnedo Villaseca etc…

El Eros de las novilladas picadas nos permite la inteligible sensibilización y acercamiento de estas futuras promesas de la tauromaquia a plazas públicas de los pueblos, sin reglas estrictas para estos jóvenes lidiadores, siendo la base de esta cultura, no obstante en algunas ocasiones bien recompensadas por los apéndices cosechados durante la ejecución de la lidia y no por la extensa afluencia de respetable público en los tendidos del albero. En conclusión no debemos olvidar que las mejores páginas transcritas en esos cuadernos de tauromaquia han sido escritas por esos jóvenes noveles novilleros que con el paso de los años se convirtieron en el que son ahora ante nuestros ojos, grandes figuras del toreo.

Luz María Ruano De Dios

Corresponsal Taurina En Acontecer Zacatezano (México)

No hay comentarios

Dejar respuesta